ÚNETE A LA CAZA DEL TESORO DE SHI HUANG TI EN “TODO BAJO EL CIELO”

FELIZ AÑO 2015!. “Letras Parlanchinas” os desea un gran año en todos los sentidos y, para empezar con fuerza, ¿qué tal un relato de aventuras? ¿sí?… pues ¡haced las maletas porque nos vamos a “Todo Bajo el Cielo”!. ¿Y dónde está eso?. En China y no os preocupéis: vuestra guía de excepción en este periplo será Matilde Asensi, experta en los viajes de aventuras.
“Todo Bajo el Cielo” está ambientado en la turbulenta China de los años 20, una época de caos político con un emperador destronado y ansioso por recuperar el poder, unos partidos nacionalista y comunista recién salidos del cascarón y, como mar de fondo, los grupúsculos de sicarios y señores de la guerra repartidos a lo largo y ancho de las estepas y con sus propios planes de conquista.
Es ahí donde, precisamente, va a arribar Elvira Aranda, pintora española residente en París, tras conocer el fallecimiento de su esposo Rémy a manos de unos ladrones que asaltaron su casa de Shanghai. Y no lo va a hacer sola pues, casi al mismo tiempo de la trágica noticia sobre su marido, Elvira recibe un “regalo” de España: su sobrina Fernanda, que se ha quedado huérfana y sin ningún otro pariente que pueda cuidar de ella. Cuando tía y sobrina llegan a la exótica ciudad china, el abogado “sorprende” a la pintora comunicándole que la herencia de Rémy no es más que una “fabulosa” montaña de deudas que ahora la viuda tendrá que pagar…todo bajo el cielo
Menudo regalito envenenado el que dejó Rémy a su esposa porque, con los escasos ingresos de ésta como pintora, ¿cómo va a pagar a los acreedores?. Mientras Elvira se devana los sesos para encontrar una solución, aparece un periodista irlandés borrachín, llamado Patrick Tichborne, que insiste en que Elvira se entreviste con el anticuario chino Lao Jiang, amigo de su difunto esposo, pues tiene información de importancia vital para ella y su sobrina: Rémy murió a manos de “La Banda Verde”, unos sicarios chinos “contratados” por el entorno del destronado Emperador Puyi y con contactos en el bando japonés, que buscaban una valiosa reliquia que Lao Jiang vendió al marido de Elvira y que todavía está escondida en su casa, a la espera de que alguien se haga con ella…
El llamado “Cofre de las 100 joyas”.
Un cofre en cuyo interior se encuentran las pistas para hallar el antiquísimo manuscrito que revelaría el paradero del mausoleo de Shi Huang Ti, el Primer Emperador Chino…
Tras rechazar en un primer momento la proposición de Lao Jiang de hacerse con el Cofre y lanzarse a la búsqueda del Mausoleo, Elvira no tendrá más remedio que embarcarse en esa arriesgada empresa pues quedarse en Shanghai significaría la muerte para ella y su sobrina a manos de la “Banda Verde” que ya mató a Rémy por el mismo dichoso Cofre. Por otro lado, si la empresa resultara exitosa, el descubrimiento del Mausoleo les proporcionaría ingentes riquezas con las que podría saldar las deudas de su difunto esposo.
Y así, junto a Lao Jiang, Patrick Tichborne y un avispado huérfano chino llamado Biao, Elvira y Fernanda se lanzan a la frenética carrera por descubrir la fastuosa tumba de Shi Huang Ti. Pero, atención lectores, porque será un peligroso viaje por ríos, estepas y montañas donde tendréis que echar mano de vuestro ingenio e instinto de supervivencia para salir indemnes. Y todo para llegar al Mausoleo que, dicho sea de paso, es un enclave a prueba de ladrones de tumbas, como bien pronto descubriréis junto a Elvira y sus compañeros.
“Lao Jiang levantó los ojos del texto y me observó, triunfante.
-¿Qué le había dicho?- exclamó-. ¡Es un lugar lleno de tesoros!
-Y de trampas mortales- maticé-. Por lo que dice ese historiador, hay una insospechada cantidad de arcos y ballestas esperando para dispararse automáticamente en cuanto pongamos el pie en el mausoleo sin contar con esos artificios mecánicos de los que nada sabemos, pensados expresamente para los ladrones de tumbas como nosotros.
-Como siempre, Elvira,su pensamiento negativo va demasiado rápido(…)”
(Fragmento de “Todo bajo el Cielo”. Pag 224)
ying yangAquí tenéis una aventura en toda regla con el “sello de calidad” de Matilde Asensi: una trama trepidante apoyada en una prolija documentación histórica que crea la atmósfera adecuada y, sobre todo, una galería de personajes muy bien trazados que parecen de carne y hueso y no de “tinta y papel”. En esta novela resulta muy estimulante el contraste de personalidades entre una independiente, moderna y, al mismo tiempo, neurótica Elvira y su gazmoña y anticuada sobrina Fernanda. Asistiréis con ellas al choque cultural con el severo Lao Jiang y no podréis evitar cierta perplejidad ante la idiosincrasia de un pueblo como el chino, cuyos inventos revolucionarios salieron a la luz cuando en Europa todavía estábamos “a oscuras” y cuya sabiduría milenaria ha llegado hasta nuestros días como demuestran la popularidad del “Feng Shui”, el “I Ching” o la filosofía taoísta.
Después de la lectura de “Todo Bajo el Cielo” no puedo evitar preguntarme cómo hasta ahora ningún director español o extranjero ha puesto sus ojos en este relato (o cualquier otro de Matilde Asensi como “El último Catón” o la trilogía de “Martín Ojo de plata”) para convertirlo en una película o una serie de televisión. Si este post llega a manos de algún guionista, director o productor, que tome nota de la sugerencia y, puestos a imaginar, ¿quién podría interpretar al personaje de Elvira?. Yo voto por la actriz Adriana Ozores (la pérfida Doña Teresa de la serie “Gran Hotel”) porque creo que le daría garra y fuerza al personaje así como una vis cómica pero, por supuesto, también podría ser una coproducción internacional. ¡Se admiten todo tipo de sugerencias!.

Anuncios